Lunes, 27 Julio 2015 20:00

Estudiante opina sobre visita OEA

Santo Domingo, Rep. Dom.
28 de julio 2015

Señor Director
Actualidad Dominicana

Señor Director:

Soy una joven estudiante, en la Licenciatura de Diplomacia y Servicios Internacionales de la UCSD, y, como la mayoría de los dominicanos he seguido muy de cerca a través de este confiable medio, la situación migratoria domínico-haitiana y las impactantes declaraciones de la OEA, y su Secretario General, Sr. Luis Almagro, ex canciller de la República de Uruguay. Considero que es mi deber, como joven crítica y conocedora de los principios básicos del Derecho Internacional Público, alzar mi voz en oposición a la campaña de odio que se ha fomentado en prejuicio de República Dominicana, mi país.

La situación en la que se encuentra hoy día el hermano país Haití, la cual ha sido catalogada por diversos anuarios incluso como “Estado Fallido”, es competencia de la Comunidad Internacional en conjunto, no solo de República Dominicana, aún así hemos optado, a través del principio de buena fe, por colaborar en el bienestar del pueblo haitiano, a pesar de la poca o casi nula asistencia internacional.

Luego de analizar las palabras del Sr. Almagro, tanto las que expresó en su entrevista en CNN, como las que exteriorizó posteriormente vía escrito al canciller Navarro, observo una actitud poco sutil para la delicadeza y sensibilidad del tema, algo que es impropio en un diplomático, y más en su condición de Secretario General de la OEA. Al momento de un árbitro estar a favor de una parte, o hablar en contra de otra, se infecta el principio de imparcialidad, que debería reinar en las decisiones y acuerdos, por tal razón, las palabras del Sr. Almagro fueron inoportunas.

Infiero que nuestro Gobierno debe responder de forma más enérgica ante las tergiversaciones, y prejuicios de los cuales estamos siendo víctimas, y no permitir, bajo ningún concepto esta intromisión oscura en los asuntos internos de República Dominicana, lo cual va en contra del Derecho de Autodeterminación de los Pueblos, el mismo que debe ser garantizado a los Estados de América, por el mismo Organismo que en abril de 1965 apoyó de forma unánime que se vulnerara esta prerrogativa en nuestro país, causando heridas en nuestra nación.

Sigan salvaguardando desde ahí a nuestro país y, con él, a los más jóvenes que llevaremos la pesada carga de la vecindad que nos impuso la historia.

Se despide,

Valerie Estefany Montalvo Rivera.
Estudiante de Diplomacia y Servicios Internacionales.
Universidad Católica Santo Domingo (UCSD).

Publicado en Cartas del Lector

Quienes Somos

Una compaña de noticias comprometida en la difusión de información local en un número de diferentes y simultáneas formas, reflejando los puntos de vista objetivos y aspiraciones inmediatas de las comunidades a las que servimos.